viernes, 3 de enero de 2014

Gloria




Título original: Gloria. Chile - España (2013). Color
Director: Sebastián Lelio
Guion: Sebastian Lelio y Gonzalo Maza
Cinematografía: Benjamín Echazarreta
Montaje: Sebastián Lelio y Soledad Salfate
Dirección de arte: Marcela Uribi
Duración: 110 minutos

Elenco:

Paulina García como Gloria
Sergio Hernández como Rodolfo


Premios:

Oso de plata en la Berlinale a mejor actriz
Premio del Jurado Ecuménico en la Berlinale
Premio Cine en Construcción: Festival Internacional de San Sebastián
Premios Pedro Sienna: mejor película, mejor actriz, mejor guion


Gloria es una mujer de 58 años, soltera, sus hijos se han independizado y no la necesitan, sus días de trabajo los consume la monotonía, entonces queda la noche.... ahí se transforma, se libera, el desenfreno, las bebidas y la música -sobre todo la música pop- marcan la pauta de un desesperado grito que se ahoga con cada desilusión.

Estamos ante un filme completo, narrado sutilmente con una cámara que nos muestra la intimidad de ese personaje femenino que como lo dice el director "es universal", su situación trasciende las fronteras. No se trata de una mujer joven, como abundan en el cine actual, ni de una anciana cuya historia sería otra; es una mujer que quiere exprimirle a la vida todo lo que esta le pueda dar antes de que ya no pueda disfrutar, sin embargo, todo pasa factura y esa sociedad santiagüeña que el director nos revela es triste, es de una falsa fiesta, son solterones de situación económica acomodada, pero que tienen cargas emocionales que les impiden desarrollarse.

En uno de esos encuentros, con alcohol, música y baile, Gloria encuentra a Rodolfo, un hombre algo mayor que ella, separado y disponible, pronto emprenden un romance cual si fueran adolescentes, hasta que los problemas surgen. Ahí es cuando la protagonista tendrá que enfrentar su soledad de manera diferente, levantarse y encontrarse nuevamente.

El director no es condescendiente con la historia ni con el espectador, quien sigue de cerca a la protagonista mercer a los primeros planos y a secuencias que muestran sus estados emocionales. Sebastián Lelio se preocupa por mostrarnos una etapa de la vida que pocas veces se retrata en el cine, parte de una posición sociológica en la que expresa: "... no solo la sociedad chilena, sino que en el mundo general se está enfrentando a una nueva situación sociológica, que es que la vida se alargó; y la vida se alargó no para ser 20 años más aburrida, sino que se alargó para seguir siendo vida y ahí viene la vida con todo lo que la vida trae..." (Entrevista para el programa "Días de cine" de TVE, programa emitido el 4 de octubre del 2013).

Mención aparte merece el gran trabajo de Paulina García, quien no teme desnudar a su personaje en sus afectos y debilidades, como no teme desnudarse ante la cámara, al fin de cuentas la vida es muy corta para tener vergüenza de vivirla y experimentar. Fácilmente se puede categorizar sus decisiones como anacrónicas, como si temiese asumir su edad y pretendiese ser joven de nuevo; ahí está el talento de Paulina, porque esa interpretación la haría algún joven que no ha llegado a esa edad; la actriz se desenvuelve con una soltura extraordinaria y hace pasar como la situación más común aquella que hasta a un adolescente le causaría recelo. Y es que si no se intenta no se sabe.

La fotografía logra mostranos ese universo personal que el director quería transmitir, íntimo, emotivo, por momentos doloroso, en otros alegre y esperanzador. La banda sonora también meten de lleno al espectador en la historia, no por nada la canción de Umberto Tozzi da nombre a la película:

"Gloria, faltas en el aire falta tu presencia,
cálida inocencia faltas en mi boca que sin querer te nombra
y escribiré mi historia con la palabra Gloria..."


Aún así no a todos les gustó la película, para el/la crítico (a) de este sitio: http://www.krisiskritica.com/2013/10/gloria-y-la-gloria-de-la-frivolidad-en-el-novisimo-cine-chileno/ la película muestra la decadencia ideológica y temática del cine chileno con respecto a lo que se hacía en la década de los sesenta y setenta. No comparto sus argumentos, el nuevo cine chileno (novísimo como él/ella lo califica) es de lo mejor en latinoamérica, encontrando nuevos canales de expresión, con creatividad formal y con una identidad.


Avance de la película:


Entrevista con el director Sebastián Lelio:


Entrevista a la protagonista Paulina García:


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor indicar nombre y país de residencia cuando dejen un comentario. Los anónimos se borrarán. Si te gusta lo que leíste suscríbete al blog.