domingo, 7 de julio de 2013

El cuarteto







Título original: Quartet. UK (2012). Color
Director: Dustin Hoffman
Guión: Ronald Harwood
Cinematografía: John de Borman
Montaje: Barney Pilling
Música original: Darío Marianelli
Duración: 98 minutos

Elenco:

Maggie Smith como Jean Horton
Billy Connolly como Wilf Bond
Tom Courtenay como Reginald Paget
Pauline Collins como Cissy Robson
Michael Gambon como Cedric Livingston
Sheridan Smith como Dra. Lucy Cogan



El debut oficial de Dustin Hoffman en la dirección no pudo haber sido mejor. Una película sutilmente narrada, llena de detalles afectivos y con una banda sonora magistral.

El cuarteto cuenta la historia de una serie de adultos mayores, todos unidos por la música, quienes viven en una mansión de lujo que sirve como casa de retiro. Mientras los días pasan y el tiempo se les termina, preparan una gala en honor al aniversario de Giuseppe Verdi. Sin embargo, lo que importa no es la gala en sí, sino la interacción entre los ancianos y la reflexión que cada uno hace sobre lo que ha sido sus vidas.

Así, lo realmente interesante deviene en la posición de cada uno, ante la cada vez más real expectativa de muerte. En la Beecham House (locaciones filmadas en Buckinghamshire) viven Wilf, Reginald y Cissy; los tres comparten glorias pasadas, estuvieron en la puesta en escena de Rigoletto.

Durante la primera parte, quien cobra mayor protagonismo es Wilf, brillantemente interpretado por el veterano Billy Connolly. Wilf es un anciano picarón, no pierde oportunidad para insinuárseles a las chicas del servicio e incluso a la doctora que administra el lugar. Su carácter indómito lo lleva a romper las reglas y a mostrarse desenfrenado ante los demás. Sus ocurrencias dan la tónica humorística a la película. En esta priemra parte la acción es más descriptiva, conocemos a los personajes y la forma en que viven, igualmente vemos los entresijos de la gala.

El giro argumentativo coincide con la aparición de Jean, la nueva inquilina del hogar. La magistral Maggie Smith da vida a una cantante ya retirada, que mira al pasado con dolor al reconocer que su voz nunca será como en sus días de gloria. Jean y Reginald comparten un pasado juntos, un romance que terminó de mala manera y que nunca superaron.

El filme es sagaz en mostrarnos la otra cara de la fama y el glamour, estos ancianos otrora grandes estrellas, escogieron el camino de las luminarias en vez del de la familia. En una escena Cissy dice "¡Qué lindo sería tener familiares que lo visiten a uno!". Esa soledad la comparten casi la totalidad de los co-habitantes de la casa de retiro. Por esa razón, estrechan vínculos afectivos entre sí, se convierten en una gran familia de artistas olvidados por la vejez. Quienes comparten el dolor de sus padecimientos y la angustia de afrontar la última etapa de sus vidas. En otra escena vemos cómo uno de los residentes es transportado en ambulancia, el silencio impera en la sala comedor, todos saben que ese será el destino de cada uno en algún momento. La solidaridad es vital para acompañarse.


La trama en algunos momentos se extiende y se pierde el hilo conductor, Hoffman opta por llevar un ritmo cadensioso, la idea es que la película transcurra de acuerdo al tempo evolutivo de los protagonistas. Esto hace que algunas secuencias duren más de lo debido y que las transiciones tarden en llegar. El director también opta por mostrarnos los alrededores, principalmente tomas de árboles frondosos, con grandes raíces y llenos de follaje, una clara metáfora de lo que significa el proceso de envejecimiento. La edición vuelve más lenta la película de lo deseable y alarga la historia.

La banda sonora hace las delicias para los amantes de la música clásica. Muy bien escogida e insertada en el relato, describe los estados de ánimo de los personajes y marca el ritmo de la película. Dentro de sus logros, como en toda buena Ópera, está que logra llevar el metraje en crescendo hasta culminar con una resolución del conflicto. En este sentido, el filme deambula por el camino de la Ópera.

Con grandes actuaciones, el filme se convierte en un referente obligado para la filmografía que retrata la vida del adulto mayor, sus vicisitudes y preocupaciones. Hay que mencionar que gran parte del elenco está conformado por músicos profesionales, en los créditos finales podemos apreciar fotos del pasado y el presente y la labor que desempeñaron. En tiempos en los que la industria cinematográfica busca rostros jóvenes y cuerpos llenos de vigor, esta película surge como un grato recordatorio de que todos envejecemos y vamos a morir. El personaje de Cissy (Pauline Collins) recuerda la famosa frase de Bette Davis "Getting old is not for sissies" y es precisamente, el trasfondo de esta historia, la gala se convierte en la oportunidad de enfrentarse con los fantasmas personales, vencerlos y asumir la vejez con dignidad, con estilo, orgullosos por lo que fueron como artistas y orgullosos por quienes son como personas.

Una de las partes más emotivas y significativas del filme, es cuando Reginal está teniendo una charla con un grupo de jóvenes, estos indican a cantantes contemporáneos y ritmos como el hip-hop o el rap como sus influencias; y se traza un paralelismo entre la música y el texto, entre la Ópera y el rap, como medios de expresión ante una tragedia; es el vínculo intergeneracional, historias similares de dolor, traición y venganza, relatadas e interpretadas con diferentes ritmos.


Emulando la estructura en tres actos de la ópera de Verdi, Rigoletto, la película tras introducirnos a los personajes y el espacio en que viven, luego nos muestra el conflicto y el pasado de los protagonistas; culmina en un tercer acto, en el que dejan atrás sus miedos e interpretan la famosa ópera (no vemos a los actores sino que solo escuchamos la ópera, el director decidió cortar esa escena)

El cuarteto es una película hermosa para verla solo (a) y disfrutarla desde el propio silencio, pero también es una gran oportunidad para verla en familia, ¡abuelos incluídos!  Dejarse llevar por la estupenda banda sonora, reír con las ocurrencia de los actores y reflexionar sobre esa última etapa de la vida.

Dustin Hoffman, Billy Connolly, Magie Smith y Tom Courtenay


Avance subtitulado de la película:


Entrevista con Dustin Hoffman (inglés):


Entrevistas con los actores (en inglés):




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor indicar nombre y país de residencia cuando dejen un comentario. Los anónimos se borrarán. Si te gusta lo que leíste suscríbete al blog.